Las agatas: variedades y propiedades

Las ágatas:

Perteneciente a la familia de los cuarzos. Azul, cornalina, musgosa, amarilla, marrón, verde, en toda la gama de colores, en capas o franjas. También las encontramos teñidas.


Esta gema está compuesta dentro de su geoda por millones de partículas cristalinas que no son cristales sino criptocristales (cristales aglomerados).
En secciones finas suele ser traslúcida. Aparece en forma de inclusiones esféricas o almendradas en rocas volcánicas básicas. El dibujo en franja se debe a la cristalización rítmica. Bajo la influencia de la meteorización se forma en la capa externa y en los estratos superiores del ágata una costra blanca. En el interior de la almendra del ágata, aparecen a menudo cristales bien desarrollados como el cristal de roca, amatista, cuarzo ahumado, calcita, hematite, siderita.

Poderes:

En la antigüedad era pensada para dar protección contra la epilepsia y los disturbios mentales. También era utilizada como amuleto. Su campo de aplicación es muy amplio. En general fortifica, alivia desórdenes del equilibrio, epilepsia, dolencias en general, problemas digestivos, infecciones.
Es también beneficiosa para la piel, el cabello, sonambulismo, picaduras de insectos, complicaciones de la próstata. Aumenta la fertilidad de las plantas. Promueve la autoestima y el coraje; permite a las personas reconocer verdaderos amigos. Ayuda también en asuntos legales.
Lo correcto en su uso sobre chakras o programaciones, son las de tonalidades naturales.
Refuerza la acción de otros minerales.

Variedades de ágatas:

Ágata amarilla (equilibrio emocional)

De color amarillo grisáceo. Se la relaciona con el chakra del plexo solar y su capacidad de vibración relaja el sistema nervioso. Provee equilibrio emocional.

Ágata azul (serenidad)

Con estrías blancas en variaciones de azul de claro a oscuro. Es de un azul profundo y generalmente con estrías blancas. Esta piedra se vincula con el chakra de la garganta o laringe en su tonalidad de azul claro y con el chakra del entrecejo, en azul profundo. Proporciona serenidad.
Aumenta la perseverancia, intuición y percepción. La intensidad de su energía está en directa relación con su pureza.

Ágata carneola o cornalina (alivia la depresión)

De color rojo y anaranjado, tiene propiedades electromagnéticas. Dentro de la familia, es las que más energía posee. Relacionada con con el chakra sexual (roja) y con el bazo (naranja). Favorece la concentración y la exploración introspectiva Proporciona creatividad. Espontaneidad e imaginación. Es una piedra que se usa para dar energía, es adecuada en estados de decaimiento y depresión. Las personas tímidas pueden usarlas para superar su timidez. Esta indicada en tratamientos de diabetes, cardiacos y nerviosismo. Es un escudo contar las energías negativas, aleja el mal de ojo .La cornalina es una piedra que contiene mucha energía y esta indicada en tratamientos del corazón, del hígado de la vesícula. Es buena para la concentración y abre las percepciones de la mente. Se puede usar también en tratamientos de la artrosis. Abre y potencia los chacras del bazo y del corazón

Ágata dentrítica (amuleto para los artistas)

Con formaciones en hierro y manganeso, le da aspecto de rama de árbol con apariencia de fósil, solo que son minerales. Es utilizada con amuleto de los artistas y creadores. Abre y fortalece los chakras de la cabeza y el entrecejo.

Ágata fuego (la piedra del amor)

De color rojo profundo. Como su nombre lo dice, a la luz parece color fuego.
Por su capacidad energética, al hacer pasar su energía por la columna y llegar hasta la cabeza, energiza el centro del entrecejo. Es afín al chakra sexual Acentúa el espíritu de lucha y provee energía sexual. Se la relaciona con Kundalini, (palabra hindú que significa “serpiente roja”, configuración de la energía que pasa a través de la columna y que está representada por una serpiente roja, enroscándose en la misma hasta llegar a la cabeza.) Proporciona energía y despierta el espíritu de lucha. Es una piedra indicada para la meditación ya que favorece la introspección. Tiene una gran fuerza vibratoria y es buena para atraer la suerte en los amores.

Ágata marrón (energía emocional)

De color marrón con estrías beige. También combinada naranja, con estrías blancas y con centros cristalinos. Actúa sobre el chakra esplénico. Provee energía vital y emocional. Aumenta la lealtad.
Proporciona energía emocional y cósmica.

Ágata musgosa (piedra protectora)

Propiedades curativas: Se asemeja al musgo de color verde. Se le llama piedra del hombre del campo y le protege de los accidentes. Era utilizado como amuleto en la antigüedad contra las picaduras de arañas, escorpiones, etc. Abre los chakras del bazo y basal.

Ágata lila (actividades artísticas)

Lila, con estrías y destellos violáceos. Es muy utilizada para desarrollar la creatividad en actividades artísticas tales como la música, escultura, artesanías, etc. Su capacidad vibratoria se relaciona con el chakra coronario. Utilizada en tiempos antiguos contra picaduras de insectos.

Ágata verde (depresión, autoestima)

Se la relaciona al chakra cardíaco y es excelente para fortificar la circulación sanguínea. Como posee un gran valor energético esta indicada para trastornos de corazón, vesícula, e hígado. Con su uso prolongado, previene la obstrucción arterial. Muy utilizada para tratar la depresión y desarrollar la autoestima.
De color verde en todas sus gamas. En tonalidades más oscuras o más claras y combinada en algunos casos con iridiscencias amarillas. Estimula un espíritu jovial y alegre. Ideal para personas de carácter introvertido pues promueve la seguridad en uno mismo. Muy utilizada por estudiantes, ya que favorece la concentración y equilibra el sistema neurovegetativo Proporciona alegría y activa la circulación.

Aguamarina (la piedra de los marinos)

Utilizada en el quinto centro energético (garganta), para mejorar sus funciones. La roca madre es pegmatita y granito. Se trata de una mutación del Berilo esmeralda (Silicato de berilo) su nombre se lo debe a que la identifican como la piedra de los marinos. Se usa por personas con fobias a los viajes en barco, avión, etc.
Desde la antigüedad se dice que al portador de una aguamarina le espera la riqueza y la felicidad y además hace a la persona que la lleva mas comedida y que tenga buenas maneras. Provoca la sonrisa y la alegría y ayuda a conservar la pureza del espíritu. Es una piedra que facilita a su portador el dialogo y la estabilidad, infunde claridad mental, calma e inspiración espiritual, es símbolo del amor feliz. Se usa la aguamarina para superar los estados depresivos y melancólicos y calma la tensión y el estrés. Infunde paz. Mejora el sistema nervioso central, hígado, los riñones y el bazo. Cura las impureza de la piel. La aguamarina es buena para los problemas de los ojos, las anemias, dolores de nuca, mandíbulas, dientes y garganta. A diferencia de los cristales de Esmeralda, el Aguamarina es a menudo limpia y de mayores dimensiones. Altamente mística y de grandes efectos aclaradores. Desde tiempos inmemoriales ha sido la piedra de la clarividencia. Se la obsequia como una prenda de fidelidad o amistad. Se debe cargar energéticamente exponiéndola al sol sobre un trozo de lámina de cobre por espacio de una hora y cada 15 días.

Fuentes:
http://www.tripleluna.es/

20121117-125420.jpg

loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!