Breve Guía para Plantar Árboles :)

Breve Guía para Plantar Árboles

20121114-093957.jpg

Junto con reducir la carne en nuestra alimentación y desterrar el consumismo, plantar árboles es la actividad más ecologista del siglo.

Joaquín Araújo (periodista y escritor naturalista español) en su fantástico libro “Ecos… lógicos, para entender la Ecología” (2000) decía que “La faceta más apreciada de los múltiples intentos de reparar la degradación ambiental es la reforestación”. Cualquiera puede dedicarse a la reforestación de lugares que antaño gozaron de la vida de los árboles. Desde estas líneas no pretendemos dar un curso sobre reforestación, sino más bien animar a la gente a que plante árboles y arbustos donde se necesiten y limitarnos a dar unos consejos básicos para garantizar cierto éxito. No obstante, que se sequen o no crezcan nuestros árboles es normal y no debe desanimarnos. Compre una azada y… ¡manos a la obra!

Escoger diversas especies para promover la biodiversidad.
Las especies deben ser autóctonas de la zona donde se va a plantar para garantizar que resistirán el clima y para no comprometer el ecosistema.

[showads ad=center]

Escoger el lugar: Si es posible plantar al Norte de piedras o arbustos de la zona, para que su sombra lo proteja en los primeros años.

La época ideal depende de cada especie pero en general lo mejor es entre Marzo y Mayo, siendo menos aconsejable entre Septiembre y Noviembre.

Excavar un hoyo de unos 20 cm y rellenarlo con tierra removida.

Dos modos de plantar árboles:

Por semillas:
Colocar las semillas en el hoyo bajo una capa de tierra de 2 a 4 veces el tamaño de la semilla.
Colocar 3 ó 4 semillas para multiplicar las posibilidades de nacimiento del árbol.
Encima, se puede hacer un acolchado con paja y hojas secas para evitar que las semillas se hielen en invierno.
La humedad acelera la germinación.

Por estaquillas o esquejes:

Se necesitan unas tijeras de podar y da muy buenos resultados.
De una planta con muchas ramas escoger una rama joven (flexible y de color ligeramente diferente) y cortar sin producir desgarros entre 15-20 cm si son arbustos y entre 25-30 cm si son árboles.
Pelar la punta inferior de la estaquilla, quitarles las hojas de la mitad inferior y cortar el resto de las hojas por la mitad para evitar que pierdan agua.
Introducir en la tierra la estaquilla.
Este sistema requiere riego abundante por lo que es ideal para especies cercanas a los ríos (chopos, sauces, álamos…).
También es posible utilizar ambos sistemas en macetas y trasplantarlos a su lugar definitivo cuando nuestra planta sea consistente y tenga sus raíces bien formadas (aproximadamente al año de germinar). Una forma cómoda y barata es usar una botella de plástico (de 1.5 litros o menos), cortarla por la mitad y llenar de tierra la parte de la boca, sirviendo la otra parte para sostener la parte con tierra. Si germinan varias semillas, intentaremos trasplantarlas a otro lugar para dejar una planta en cada recipiente. Si las raíces asoman por la parte inferior pueden cortarse para propiciar su crecimiento dentro de la tierra. Antes del trasplante, colocar la maceta en el lugar más parecido a su enclave definitivo (en el balcón, terraza, jardín…). Para el trasplante:
El trasplante se hará durante el reposo vegetativo de la planta. Lo ideal es entre Septiembre y Noviembre en áreas de clima cálido y seco (zona mediterránea) y entre Febrero y Abril en áreas frías y húmedas (zona atlántica o interior).
Excavar un hoyo de unos 40 cm. de profundidad (o más) y rellenar parte con tierra removida.
Regar la maceta, sacar la planta con toda la tierra y meterla en el hoyo, procurando que el árbol quede finalmente en una ligera hondonada.

Rellenar esa hondonada con piedras para disminuir la evaporación y facilitar la recogida de lluvia y rocío.
Si el terreno es inclinado hacer un pequeño montículo semicircular debajo del árbol, para retener el agua.
Si se aproxima el invierno, hacer un acolchado con paja y hojas secas alrededor del árbol para evitar que se hielen sus raíces.
Pueden ponerse varias piedras grandes muy cerca del tallo, que protejan a la planta del calor y de los herbívoros (cabras, caballos…).

Es conveniente regar de vez en cuando y sobre todo en verano durante los primeros 2-3 años.
Casi todas las organizaciones ecologistas locales organizan jornadas de reforestación. Pregunta en tu ayuntamiento y en esas organizaciones para colaborar con ellos.
También es importante reducir nuestro consumo de productos de los árboles (papel, madera…), especialmente de artículos de “usar y tirar” que aunque sean muy higiénicos, no son limpios con la Naturaleza.

Fuentes:
http://www.lcc.uma.es/

 

loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!