SAL CALIENTE, EL REMEDIO MÁS EFECTIVO PARA EL DOLOR CERVICAL, RESFRIADOS Y BRONQUITIS.

Las enfermedades están a la orden del día y muchas veces estas nos afectan de una manera increíble que ya no sabemos cómo podemos tratarlas y es que estas por lo general son de las que nos atacan de una forma increíble.

Muchas personas cuando se ven afectadas por algún problema de salud a lo primero que recurren es a los doctores sin embargo al no hacerlo no saben cómo más pueden hacer para lidiar con sus malestares y es que no todo el tiempo tenemos los medicamentos al alcance de nuestra mano.

Muchas mujeres y hombres e incluso los niños se ven afectados por malestares que atacan generalmente las vías respiratorias, las tapan o mejor dicho se congestionan evitando que nosotros nos mejoremos o sintamos mejor.

Si quieres saber cómo puedes aliviar este malestar causado por el resfriado, la gripe o incluso la bronquitis, lo que debes hacer es seguir leyendo este post que hoy hemos preparado para ti con el fin de ayudarte a mejorar tu salud.

ESTE TRUCO CON SAL MEJORARÁ TU SALUD RESPIRATORIA

Cuando tenemos una enfermedad que nos congestiona sentimos como que no podemos respirar y se nos hace cada vez más difícil expulsar todo ese exceso de flema que por lo general hace que nos sintamos tan afectados.

Muchas personas no saben que esto se puede tratar de una manera sencilla sin la necesidad de acudir a un doctor ni emplear los fármacos, que muchas veces terminan afectándonos mucho más, y se trata de la sal caliente.

Bien son conocidos los beneficios que la sal nos puede proporcionar para la salud sin embargo e n el caso de las enfermedades respiratorias esta nos puede salvar la vida incluso y con una preparación sumamente sencilla.

Instrucciones

Lo que debes hacer es colocar un puñado de sal gruesa o más en una olla y calentarla y cuando ya libere el humo debes retirar del fuego y vierte la sal caliente en un paño o una toalla a manera de crear una compresa.

Luego colocarás esta compresa en el área donde sientes la molestias, por ejemplo, en la nuca, la cabeza, garganta, pecho o donde sea siempre teniendo cuidado de no quemarnos.

La compresa debe estar en la zona por 15 o 20 minutos o hasta que la sal se ponga a temperatura ambiente.

Puede hacerlo todos los días hasta mejorar y puede emplear el mismo puñado de sal.

Es recomendable tanto para los niños como para los adultos y ancianos, además de ser eficaz y muy natural.

Esperamos haberte ayudado.

No olvides compartir.

Check Also

Inventan una molécula que se alimenta de plástico y podría limpiar el planeta

Este descubrimiento puede dar esperanza ante el grave problema que está generando el plástico en …

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!