Familia Tóxica: Es el Momento de Liberarnos

En la sociedad en que vivimos, la familia es algo sumamente importante. Padres, madres, hermanos… y todos esos integrantes de una familia que la vida nos ha impuesto. Dicen que la sangre pesa más que cualquier otra cosa, pero eso es cierto si la sangre es lo suficientemente pesada, o sea si tuviste la fortuna de tener una de esas raras y hermosas familias que por lo general se ven en las películas. Pero qué hacemos cuando nuestra familia es tan… no sé ni con qué palabra describirla. Es visitarla y desde la entrada de la casa sentir ese ambiente cargado de negatividad, o recibir una llamada y no desear contestarla. Es simplemente no tolerar lo tóxico que algunos miembros de tu familia pueden ser en tu vida. Es frustante, desesperante y a la misma vez triste, porque es tu familia. Pero debemos analizar si queremos seguir tolerando toda su amargura, toda su infelicidad, todo ese odio aparente que le tienen a la vida y dejarnos arrastrar con ellos, o si debemos valorar nuestra paz, armonía y amor por la vida.

Yo pienso que todos tenemos la vida que nos hemos ganado. Nadie tiene la culpa. Las decisiones que tomamos en el pasado son el reflejo de lo que somos en el presente. No debemos permitir que nadie, ni siquiera las personas que nos dieron la vida, nos amarguen la vida simplemente porque ellos la tienen amargada. Ellos tuvieron la oportunidad de vivir sus vidas a su manera, entonces lo justo es dejar a los demás vivir la suya sin problemas.

Muchas veces, vemos personas mayores solas, que no tienen a nadie que los lleve al médico, a hacer las compras o simplemente a dar un paseo. Y lo primero que hacemos es juzgar a los hijos, que son malos, que son unos ingratos, considerando todo lo que esa madre o padre se sacrificaron por ellos y así le pagan. Pero nunca debemos juzgar los motivos por los que esos hijos son como son. Quién sabe cuántas veces ese hijo necesitó de sus padres, y éstos nunca estuvieron ahí para ayudarle, o para simplemente decirle un “te quiero”. No todo el mundo nació para ser padres, y lamentablemente la gente no se da cuenta de eso. Deciden tener tres o cuatro hijos, porque la sociedad prácticamente impone que debe ser así, para que te sientas realizada como mujer o como hombre. Pero si la gente fuera realmente honesta, no habría la sobrepoblación que hay actualmente y los problemas familiares que se escuchan a diario.

¿Qué debemos hacer con una familia tóxica?

Hacerle frente a la situación

Como bien dijo, Mahatma Gandhi: “Las personas no pueden hacerte daño sin tu permiso”. Si eliges afrontar la realidad de que tienes una familia tóxica, ármate de mucha paciencia y hasta cierto modo de compasión. Son personas que no son felices, y en cierto modo, no toleran que los demás lo sean. Buscan la primera oportunidad para criticar y humillar a los demás. Lamentablemente no podemos cambiar su forma de ser, pero sí podemos evitar el que su forma de ser afecte nuestra vida.
Si tus padres o algún miembro de tu familia comienza a decir cosas negativas de tu relación, de tu apariencia física o cualquier otro aspecto de tu vida, simplemente le dices que se abstenga de hacer comentarios sobre tu vida. Mientras menos información les proveas de tu vida privada, menos podrán entrometerse.

Alejarse
Piensa en ti como una prioridad. Haz lo necesario para ser feliz, y si esto requiere ser egoísta y alejarte de ellos, hazlo. A ellos solo les interesa satisfacer sus propias necesidades y si el caso fuera contrario, no dudes que se alejarían de ti sin pensarlo.
Si sufres por esta situación y ves que con sus actos van destruyendo tu salud emocional y a ellos parece importarle poco, pregúntate si realmente necesitas a esas personas en tu vida.

Debes ser fuerte con tus sentimientos, es tu familia, sangre de tu sangre, alejarte de ellos no significa que los odies, aunque se puede dar el caso, más bien es que te preocupas más por tu bienestar emocional, y eso no es malo.
No te dejes manipular

Muchas veces la pena hace que caigamos en su juego. Nadie tiene derecho a obligarte a hacer algo que tú no quieres. Tu vida la vives como mejor creas y nadie tiene el derecho de decirte cómo vivirla.
Las personas tóxicas contaminan todo lo que les rodea. Todo el mundo se equivoca, menos ellos. Definitivamente no se puede razonar con mentalidades así.

Defiende tu espacio, tu tiempo y tu vida.
Ellos son el problema, no tú.
Debemos entender que las personas tóxicas son así por elección. Ellos pueden cambiar, ver la vida de diferente manera, pero eligen seguir en su miseria.

aceverdura.com

No malgastes tu energía pensando si la razón de su comportamiento eres tú, porque no es así. Si no te quieren como hijo, no es tu problema (es de ellos). Eligieron tenerte y aunque suene cruel, tú no los elegiste a ellos.

No te sientas culpable por esos sentimientos,
porque tú eres el único responsable de tu propia felicidad.

Tu vida irá hacia adelante cuando te apartes de las personas
que te llevan hacia atrás.

¿Vulnera este post tus derechos? Envía una notificación de una presunta infracción de derechos. También puedes hacerlo a través de nuestro formulario de contacto.

Check Also

10 Señales de Dependencia Emocional

La dependencia emocional es un estado psicológico que se muestra en todo tipo de relaciones, ya sea de pareja, …

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!