Aguacate y Plátano para eliminar líquidos y cuidar la piel + RECETA DELICIOSA

El aguacate y el plátano tienen varias cosas en común, la primera es la nada merecida mala fama de que engordan ya que son dos de las frutas más calóricas.
Pero si pensamos en las más de 400 kcal que suelen aportar 100 gr de bollería industrial, seguro que las 100 kcal que tiene una pieza de plátano o las 150 kcal de un aguacate medio ya no nos resultan tan exageradas para una merienda.
Ambos contienen gran cantidad de potasio, que equilibra los efectos del sodio y favorece la eliminación de líquidos. Esto sumado a la abundante fibra que poseen hace que contrariamente a lo que parece nos ayuden a mantenernos en un peso adecuado.

El plátano es una de las formas más saludables de darle a nuestro cuerpo hidratos de carbono. Yo hace tiempo que lo convertí en mi tentempié oficial para recargar energía los días que voy a practicar elíptica o salir a correr.

También es rico en Vitamina C que alimenta nuestra piel haciendo que produzca más colágeno y en Vitamina A, conocida por sus efectos antioxidantes.

El aguacate nos aporta una buena cantidad de grasas insaturadas, conocidas también como “grasas buenas” porque reducen el colesterol en la sangre, así que ya que el cuerpo las necesita en general, es una de las mejores opciones para proporcionárselas.

Para nuestra piel contiene Vitamina E que previene el envejecimiento prematuro y Vitamina D que mantiene sanos nuestros huesos y dientes mientras evita o minimiza los efectos de afecciones como eccemas, psoriasis o dermatitis.

Su contenido en saponinas limpia y purifica la piel, lo que hace que su aceite también se suela utilizar en cosmética para tratar el acné.

Además un correcto balance entre sodio y potasio como el que nos dan estas frutas ayuda a mantener una buena hidratación de nuestro cutis, imprescindible para que luzca bonito y sano.

Beneficios a parte a mí me parecen deliciosas las dos, por suerte son bastante saciantes porque si no me resultaría muy difícil conformarme con una sola pieza diaria, sobre todo de aguacate ¡Es el Rey de mis ensaladas! ¿Y tú? ¿Ya las has incluido en tu alimentación habitual?

Existen muchos postres a base de aguacate y plátano, pero la base es este sencillo pudding:

Porciones: 2-4

Ingredientes:

2 aguacates maduros
2 plátanos maduros (mientras más maduro mucho más dulce)
Cómo hacer un pudding de plátano con aguacate

Pelar los aguacates y plátanos, y colocar en el procesador. Mezclar hasta tener una consistencia cremosa y suave.

Si no tienen procesador, pueden mezclarlo en la licuadora, sólo añadan un poco de agua para que sea más fácil (en realidad es muy poca lo que se necesita).

Los plátanos maduros son tan dulces, que no hace falta añadirle azúcar. Pero queda la opción abierta para quienes necesiten un poco más de dulce.

Yo ya lo he probado con plátanos no tan maduros, y el efecto sigue siendo igual de rico. Puedes ir nivelando las cantidades de cada fruta de acuerdo a tu gusto.

 

loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!