¿Cómo identifico si soy una persona tóxica?

¿Cómo identifico si soy una persona tóxica?

 

20090303220213_large

 

¿Somos tóxicos? Pongamos por el caso que sí, que nos detectamos como una persona que está ejerciendo hacia los demás conductas nocivas. Lo que al principio puede parecer algo negativo será, en realidad, el inicio de un cambio positivo

 

1. Siento constantemente que la vida es “mala” o “injusta” conmigo

 

Detrás de esto se oculta el ego antes mencionado, en donde íntimamente tienes la firme creencia de que te mereces sólo lo mejor y nunca los reveses de la vida. Pero olvidas que la vida se trata de subidas o bajadas y que la aceptación y adaptación a unas u otras es lo que nos permite vivirla adecuadamente.

 

2. Cuando alguien me da una opinión, en automático la impido, la rechazo o me la tomo como agresión

 

Esta actitud enmascara la seguridad mermada en la persona, lo que quiere decir que tiene que encontrar rápidamente una defensa en contra de lo que siente como un peligro (desde luego sentir le impide pensar), lo que significa, a su vez, que percibe las opiniones del otro como negativas. Y esto se traduce en desvalorización, resentimiento o abierta belicosidad.

3. Cuando alguien tiene éxito soy incapaz de reconocer su mérito

 

Cuando ocurre que alguien en tu entorno ha logrado obtener algo por lo que seguramente luchó y que le ha costado trabajo, la minimización que haces es algo así como achacarlo a la “suerte” de esa persona. O para ponerlo en dos palabras: sientes envidia. (Esta será una de las más difíciles de aceptar y asumir).

 

4. Establecerte en el papel de víctima

 

Básicamente este punto se resume en algo como: “Sé totalmente quien tiene la culpa de mis problemas y ése no soy yo”. Siempre es el otro el que por alguna razón afecta tu propia vida. La víctima es incapaz de pararse en la responsabilidad de sus propias acciones, porque desde luego es mucho más fácil encontrar excusas o culpables externos.

 

5. Llegar a las agresiones verbales y/o físicas

 

A ver, trataré de ser lo más claro posible al decirte que esta es la señal número uno de que estás desplegando una toxicidad y virulencia letal. El primer y máximo derecho inalienable de cualquier ser humano, es el derecho a mantener su propia integridad (física, mental, emocional), a buen resguardo. Cuando alguien, en este caso tú, rompe o violenta ese principio, es que algo va terriblemente pervertido.

 

Una vez más: usa tu sentido común al decidir si estos puntos realmente se adecuan a tu situación. Es muy importante que si ha sido así, tomes cartas en el asunto, porque si has podido en base a este rápido ejercicio notarlos, casi con seguridad los demás a tu alrededor lo perciben también.

 

¿Te has preguntado por qué tus relaciones fracasan? ¿Por qué la gente no se la pasa bien contigo? ¿Por qué tiendes a terminar en conflicto con los demás? ¿Por qué no estás siendo feliz? Bueno, tal vez esto te acerque un poco a las respuestas.

 

loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!