10 Formas de cocinar con Aguacate

El aguacate es una fruta muy versátil gracias a su sabor suave y textura cremosa, resulta muy agradable en ensaladas y el clásico guacamole, que son las formas en las que más lo conocemos, pero ¿qué más se puede hacer con el aguacate? Os daremos algunas ideas que hemos probado:

1. GUACAMOLE

Un clásico que siempre gusta y que nos puede sacar de un apuro en cualquier momento. Basta con picar en cuadraditos tomate, cebolla y aguacate (al menos uno de ellos machácalo con un tenedor) y añadir sal, zumo de lima y cilantro picado al gusto. Para servir podemos poner unos nachos, patatas fritas, colines u otros panecillos o crackers.

2. HUMMUS DE AGUACATE

Como el hummus de toda la vida, pero hecho con aguacates en lugar de garbanzos. Muy recomendable para hacer tablas de cremas y patés, para picar en cualquier momento. Su sabor suave y su textura sedosa resaltarán mucho.

3. PALITOS DE AGUACATE

Para un aperitivo o acompañamiento crujiente y fundente podemos cortar las mitades de aguacates en tiras, empanarlas y freírlas hasta que se doren. El secreto para que no resulten pesados está en hacer un buen empanado que no permita que entre aceite y una temperatura correcta del aceite.

Ingredientes:
2 aguacates grandes
Para el empanado seco: ½ taza de harina de trigo
Para la parte líquida (sustituto del huevo): ½ taza de harina de garbanzos, ¼ de taza de harina de arroz, 2 cucharadas de almidón de maíz (maizena), 1 cucharada de vinagre de manzana, una pizca de sal, una pizca de pimienta y aproximadamente 3/4 de taza de agua.
Para el empanado: 1 taza de pan rallado con ajo y perejil

Pon a calentar abundante aceite en una sartén honda, en una cacerola o en una freidora.
Pon la harina de trigo en un plato para ir pasando las tiras de aguacate por ella.
En otro plato o recipiente hondo pon todos los ingredientes de la parte líquida, añadiendo el agua poco a poco, sin dejar de batir (puedes hacerlo con un tenedor o un batidor manual), hasta que tenga una consistencia cremosa, como una bechamel más o menos.
En un tercer plato o recipiente pon el pan rallado.
Corta los aguacates por la mitad a lo largo, retira el hueso y córtalos en tiras a lo largo. Sácalas con ayuda de una cuchara. Pasa cada tira primero por la harina, después por la mezcla líquida y por último por el pan rallado. Procura que quede bien cubierto.
Cuando el aceite esté bien caliente (180ºC) ve poniendo en él las tiras de aguacate empanado, moviéndolas suavemente y dándoles la vuelta. Tardarán unos 30 segundos en dorarse. Sácalas a una rejilla con papel de cocina absorbente. Sírvelas calientes o templadas.

Nota: para la parte líquida puedes usar harina para rebozados o harina de tempura y mezclarlo con agua.

4. CREMA DE AGUACATE Y PISTACHOS

Haz un acompañamiento rapidísimo para platos de pasta mezclando aguacate con pistachos. Sus sabores son muy parecidos y gracias a la cremosidad del aguacate podemos convertirlo en una crema en un momento. Añádele también sal y pimienta al gusto.

5. PESTO DE AGUACATE

Si quieres hacer un buen pesto pero no tienes albahaca fresca, prueba a hacerlo con aguacate. Gracias a su alto contenido en aceites no será necesaria la adición de aceite de oliva (salvo que quieras, claro), y su sabor combina perfectamente con los piñones. En lugar de parmesano utiliza alguna variedad de queso vegano (comercial o casero) o levadura de cerveza desamargada. Eso sí, utiliza inmediatamente el pesto de aguacate que hagas, se oxida rápidamente.

6. GRATINADO DE AGUACATE

Si seguimos explorando las cualidades del aguacate nos encontraremos que aporta un color, sabor y textura genial a los gratinados. En lugar de utilizar una bechamel con queso, prueba a batir aguacate con leche de soja (o de almendras) y un poco de almidón de maíz (1 cucharadita por aguacate que pongamos) hasta que se haga una crema más bien líquida. Ponla por encima del plato ya montado y gratínalo hasta que se formen burbujitas doradas en la superficie. Queda estupendo en arroces y platos de pasta, especialmente lasañas y canelones.

7. AGUACATES RELLENOS

Gracias a su forma y al hueco que deja el hueso al retirarlo, podemos utilizar los aguacates para servir otras cremas, patés, ensaladas, etc. En la imagen podéis ver que hemos servido los aguacates, hechos a la plancha, con cebolla caramelizada, reducción de vino tinto y perejil rizado. Prueba a hacerlos frescos rellenos de ensaladilla rusa vegana (hecha con veganesa), hummus, etc.

8. AGUACATES A LA PLANCHA

Para descubrir toda una nueva gama de sabores del aguacate no hay nada como hacerlo a la plancha. Basta con un par de minutos a fuego fuerte, sin necesidad de aceite, para dorar la superficie y disfrutar de un aguacate con aromas tostados y ahumados y su textura cremosa. Prueba a hacerlo también a la parrilla o al grill, y sobre todo no dejes que se te queme!

9. HELADO DE AGUACATE

El aguacate también se puede utilizar para preparaciones dulces. Nos aportará su cremosidad y sabor suave. Puedes hacer por ejemplo un helado de aguacate para el que no necesitas máquina heladera:

Ingredientes: 1 taza de leche de coco (de las que vienen en lata), 50 gramos de azúcar, sirope de arce o de agave, 2 aguacates medianos maduros, ½ cucharadita de esencia de vainilla y frutos secos para acompañar (es opcional).

Corta los aguacates por la mitad, a lo largo, quita el hueso y saca toda la pulpa con una cuchara. Ponla en la batidora junto con el resto de ingredientes (excepto los frutos secos, que son para acompañar) y bátelo todo hasta que se haga una crema suave. Pásalo a un tupper o recipiente similar, tápalo y congélalo como mínimo 1 hora antes de servirlo. Acompáñalo con frutos secos, siropes y galletas, a tu gusto.

10. CREMA DE CACAO

Entre los dulces que podemos hacer con aguacate quizás los más populares son las cremas de cacao. La mezcla del aguacate con cacao, chocolate y/o algarroba imita perfectamente a las cremas comerciales, tanto para batidos como para cremas de untar. Prueba a hacer esta receta:

Ingredientes: 1 aguacate grande y maduro (o 2 medianos), 2 cucharadas de pasta de avellanas (casera o comprada), 4 cucharadas de cacao puro en polvo, 3 cucharadas de azúcar o 2 de sirope de agave/arce, 90 ml de leche de soja, avellanas o almendras y ½ cucharadita de esencia de vainilla.

Corta el aguacate por la mitad a lo largo, quita el hueso y saca toda la pulpa. Ponla en la batidora junto con los demás ingredientes y bátelo a velocidad alta 2-3 minutos, hasta que quede una crema densa, suave y homogénea. Pruébala y añade más azúcar, cacao o vainilla al gusto. Sírvelo tal cual o déjalo en la nevera en un recipiente cerrado hasta que lo uses. Aguanta una semana en la nevera.
En lugar de cacao puedes usar chocolate de repostería (sin lácteos) derretido, y también puedes añadir más sabores como canela, almendras, nueces o café.

Foro Vegano y Vegetariano
loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!