CÓMO HACER AGUA DE COLONIA FRESCA, ENERGIZANTE, SEDANTE Y AHUYENTA INSECTOS

Podemos aprovechar las maravillosas virtudes de la aromaterapia para crear un agua de colonia con muchas cualidades, además de las evidentemente aromáticas. Os dejo una propuesta que podéis adaptar a vuestras preferencias personales, y también una versión con un aroma más masculino.

El resultado es un agua con un olor muy refrescante, ideal para el buen tiempo, magnífica para aplicar con un espray, y por los aromas que vamos a echar, una estupenda opción para ayudarnos a sentir ese toque de alegría y de energía, pero a la vez sendante y que aporta tranquilidad y equilibrio, excelente para utilizar después de la ducha. Un agua de colonia con un valor añadido, ya que por sus ingredientes nos ayuda a mantener alejados a diversos tipos de insectos, entre ellos a los mosquitos.

INGREDIENTES

30 ml. de agua (mineral, de manantial, destilada, hidrolato…)
15 ml. de vodka
30 gotas de aceite esencial de lavanda
20 gotas de aceite esencial de naranjo amargo o petit-grain (hojas)
5 gotas de aceite esencial de geranio
3 gotas de aceite esencial de verbena
1/2 cucharadita de glicerina vegetal o de un aceite vegetal como el de almendras o el de jojoba. Estas sustancias nos ayudan a que el producto final mantenga una cualidad hidratante que sirve para prevenir sequedad en la piel cuando se aplica, y a la vez ayuda a fijar los olores por más tiempo.
PREPARACIÓN
  • En un envase, preferentemente de 50 ml. de cristal oscuro, echaremos el agua, el vodka y la glicerina. Agitamos bien.
  • Añadimos entonces los aceites esenciales. Cerramos y agitamos.
  • Lo dejamos macerar un mínimo de 3 días, mejor si son 15, agitando a diario. Cuanto más tiempo esté macerando, más asentado estará el aroma.
  • Después pasamos al envase de espray que es mejor que sea de cristal oscuro. Guardar bien cerrado en un lugar alejado de fuentes de calor y de la luz. Puede mantenerse en buen estado desde varios meses a varios años, dependerá de las condiciones de conservación.
MODO DE EMPLEO
Es muy importante agitar bien antes de cada uso, debemos tener esto muy en cuenta pues se trata de un producto natural que no funciona como las colonias comerciales. La apariencia turbia del agua es normal. También tendremos cuidado con la ropa pues podría mancharla. Se puede pulverizar directamente sobre la piel, o aplicar unas gotas en diversos sitios como muñecas, tobillos, detrás de las orejas, etc.

Hay que tener cuidado de que no entre en contacto con los ojos, si esto ocurriera es mejor lavar el ojo inmediatamente con un aceite vegetal como el de oliva.

La duración del aroma sobre la piel dependerá de muchos factores, pero en general los aromas naturales se mantienen activos menos tiempo que los artificiales, por lo que habrá que reaplicar el producto con más frecuencia.

VERSIÓN PARA HOMBRE
30 ml. de agua (mineral, de manantial, destilada…)
15 ml. de vodka
10 gotas de aceite esencial de lavanda
10 gotas de aceite esencial de romero
10 gotas de aceite esencial de cedro
8 gotas de aceite esencial de naranjo amargo o petit-grain (hojas)
1 gota de aceite esencial de verbena
1/2 cucharadita de glicerina vegetal o de un aceite vegetal como el de almendras o el de jojoba.
PRECAUCIÓN NIÑOS Y EMBARAZADAS
Este agua de colonia no es apta para niños pequeños
TRUCO
Este agua de colonia puede utilizarse también a modo de ambientador, aportará un agradable aroma a la vez que ahuyenta insectos.

LA CALIDAD DE LOS ACEITES ESENCIALES
Es importante adquirir aceites esenciales de la máxima calidad, 100% puros, y extraídos por destilación de vapor de agua y a poder ser, ecológicos.

SI NO QUERÉIS USAR ALCOHOL
Quienes no quieran utilizar alcohol en su agua de colonia, pueden hacer una versión sin alcohol, sustituyendo el vodka por más agua. En este caso daría mejor resultado si como base empleamos un hidrolato de lavanda, por ejemplo, pero también puede ser agua. Sin embargo, este preparado se conservará mucho menos tiempo en buenas condiciones, por lo que es mejor hacer poca cantidad cada vez.

Es muy probable que en cuanto empecéis a crear vuestras propias fragancias ya no queráis más perfumes comerciales cargados de aromas artificiales y de sustancias tóxicas. Además de evitar alergias y exposición a sustancias nocivas, el proceso creativo que implica hacer nuestros perfumes y colonias naturales es muy satisfactorio y nos ofrece infinitas posibilidades.
Fátima Solé
Naturópata
loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!