Soy un padre con cáncer de pulmón en fase 4 y esto es lo que ahora sé

Oren Miller, padre bloguero que comparte su experiencia con el cáncer

El padre mantiene un blog llamado A Blogger and a Father donde comparte sus reflexiones sobre la vida y recientemente, su experiencia con el cáncer.

Oren Miller, padre de dos menores de 4 y 6 años, quien en mayo fue diagnosticado con cáncer pulmonar en fase terminal y ha perdido 18 kilos desde entonces, tomó la difícil decisión de despedirse de su familia a través de cartas.

Oren de 41 años empezó a tener dificultad para respirar y a experimentar dolor en la espalda, los doctores le dijeron que habían encontrado fluidos en sus pulmones y un coágulo en su corazón; finalmente confirmaron que se trataba de cáncer en fase 4 ysólo disponía de un año de vida, pues la enfermedad se expandió al hígado, a los nódulos linfáticos y a su cerebro.

Desde la noticia Miller decidió empezar a vivir el presente disfrutar de sus hijos y esperar que la muerte le alcance, mientras se queda en casa y escribe.

La misiva para despedirse de su familia destaca que fue el viernes 30 de mayo que se enteró de que su padecimiento era cáncer y señaló que aunque existen tratamientos experimentales, es consciente de su estado.

“Hace cuatro años, en el verano de 2010, estábamos en Bethany Beach y todo el mundo se la estaba pasando genial. Nuestra familia y algunos amigos estaban haciendo castillos de arena, entrando y saliendo del agua, relajándose en general. Todo el mundo excepto yo, que, como solía pasar, sentía ansiedad”, recuerda Miller, quien detalla que los presentes percibieron que no se encontraba cómodo con la situación y que prefería no estar ahí.

En el camino de regreso tomó una importante decisión que suposo la diferencia entre experimentar “un infierno en vida” como lo llamó o “el cielo en la tierra”: la posibilidad de ser feliz con su familia, amigos y trabajo.

“Descubrí el cielo en los paseos en auto con los niños. Podía haberme sentido mal por llevarlos y traerlos del colegio todos los días, pero, en su lugar, utilizaba esos viajes en auto para hablar con ellos, sobre su mundo y el mío, para introducirlos en la música, para crear música con ellos, para hablar sobre los valores y sobre cosas sin sentido”

Oren señala que recibió avisos, uno de ellos cuando se mudaron a su nueva casa en marzo “una casa de ensueño”, el lugar donde sus hijos crecerán con la memoria de un padre al cual apenas recordarán, “quiero estar por ahí para hacerlos felices”, detalla.

En la carta Miller expresa su aceptación de que la vida es finita y su tristeza, sobre todo la que conlleva saber que no podrá ver crecer a sus hijos; desde su persoectiva no sabe si tiene sentido quejarse, pues incluso ahora podría estar viviendo el mejor momento de su vida.

“Sabemos que soy el mas afortunado de este mundo y sabemos que me querrán hasta el último momento. Ellos son mi mayor privilegio: mi mujer, a la que adoro, y dos hijos que me sorprenden a cada momento”, asegura.

En la misiva pide que a su hija, una pequeña tímida, la inviten a jugar a pesar de que luzca bonita jugando sola, porque ella lo necesita; para su hijo, un niño sensible, pide que dado su buena memoria no le hagan bromas para reírse a sus costillas, pues es algo que sin lugar a dudas lo destrozaría, además les pide no tratarlo como tonto, porque es un chico bastante listo y curioso.

Finalmente para su esposa pide que le “den un respiro”, aunque quiera asumir toda la responsabilidad les pide que no lo permitan, además de ayudarle a disfrutar la vida y relajarse, pues ella será quien otorgué a sus hijos los elementos para que se transformen en seres humanos increíbles.

Además de esta misiva, preparó cartas para cada uno de sus hijos: una para Liam quien cumplirá siete en diciembre, y una para Madeline, quien cumplirá cinco en marzo.

Miller comenzó a fumar al iniciar su servicio militar y en su opinión, el cáncer de pulmón no es tan atendido como otros tipos, pues se considera una enfermedad de fumadores, pese a que tan sólo en Estados Unidos fallecen más personas por dicho cáncer que por otros.

El hombre pasa sus últimas semanas en su cuarto, donde la temperatura es más cálida y no experimenta frío debido a la pérdida de peso, aunque no cree en el “más allá” confía en su memoria y considera que eso es lo suficientemente bueno.

Con información de The Journal

Texto: http://www.sdpnoticias.com/

loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!