Por qué los gatos nunca se convirtieron en el mejor amigo del hombre

guyon-moree_cropped

La idea de que la mascota más popular del mundo sea el gato es algo incomprensible para los amantes de los perros. Después de todo muchos los consideran como animales pasivo-agresivos, poco cariñosos y además fríamente independientes. Sin embargo, resulta que existe una razón evolutiva que explica esta tensa relación y tiene que ver con el hecho de que los gatos, de muchas maneras, siguen siendo animales salvajes.

Los gatos, a diferencia de los perros, son animales solo semi-domesticados”, dice Wes Warren, profesor de genética de la Universidad de Washington y co-autor del primer estudio completo (llamado “paywall”) del genoma del gato doméstico –específicamente, el de un gato abisinio llamado Cinnamon–.

animals_widewallpaper_the-cat-in-the-grass-hunting_68153

Al comparar las diferencias de ADN entre los gatos domésticos y los gatos salvajes, Warren y sus colegas descubrieron que el lugar donde se dividen los genes de ambos tiene que ver con patrones de pelaje, la gracia y la docilidad. Los genes de docilidad son los que influyen en comportamientos como la búsqueda de premios y la respuesta al temor. El contexto de esta división es contundente. Diferencias como éstas comenzaron hace 9.000 años luego del desarrollo de la agricultura por parte de los humanos. Luego de ser atraídos por las rebosantes poblaciones de roedores que surgían luego de la cosecha de cereales, los gatos silvestres comenzaron a interactuar más con los humanos. Los investigadores creen que la razón por la que los humanos alentaron a los gatos a quedarse con ellos ofreciéndoles restos de comida como premio tiene que ver con el hecho de que los gatos mantuvieron la población de roedores más controlada. Los granjeros se quedaban con los gatos que decidían quedarse con ellos.

Selección por docilidad, como resultado de acostumbrarse a quedarse con los humanos por los premios que les daban”, dicen los investigadores. “Ese fue, con mayor seguridad, el elemento más importante que influyó en el genoma de los primeros gatos domésticos.” En otras palabras, los gatos que se quedaron con los humanos fueron los gatos cuyos genes alentaban la interacción con los humanos lo que, como consecuencia, hizo que esas características prevalecieran en lo que se convirtió en la primera población mundial de gatos domésticos.

7762433908_60fac38bce_b

Algo igual de intrigante es lo que NO cambió en los gatos cercanos a los humanos durante estos últimos 9.000 años. Los gatos domésticos siguen teniendo el rango de audición más amplio de los animales carnívoros, una característica que les permite detectar y sentir el movimiento de su presa. Igualmente, siguen manteniendo sus habilidades de visión nocturna y la habilidad de digerir alimentos altos en proteínas y grasas. Esto implica que sus genes, a diferencia de los genes caninos, no han evolucionado o transformado para adaptarse a la dependencia humana en relación a la comida. 

Según los investigadores, esto es señal de la casi nula influencia de ha tenido la domesticación en los genes de los gatos, comparado con la de los perros. De hecho, según una reciente investigación de los genomas caninos, los perros se convirtieron en el mejor amigo del hombre cuando los hombres todavía cazaban y recolectaban comida. O sea, hace más de 16.000 años. Las dietas un poco más omnívoras de los perros evolucionaron a medida que el estilo de vida de los humanos cambió a un estilo de vida más agrario.

[showads ad=center]

Бродячий-кот-охотится-за-белкой-в-Белграде--AP

Entonces, ¿por qué los gatos se mantuvieron un poco más salvajes? Quienes han hecho el mapeo del genoma felino piensan que es porque la población de gatos domésticos se ha seguido cruzando con gatos silvestres. Además de esto, los humanos tienen una predilección especial por los gatos (o sea, nuestro fanatismo por crear nuevas razas de gatos) algo que comenzó hace sólo 200 años. Llegaron a cazar ratones, se quedaron por los restos de comida que les dejábamos y cada vez que pudieron se “enamoraron” de los gatos que vivían al otro lado del granero. En otras palabras, los gatos no solo tienen mucho de animal salvaje sino que también aprendieron a “auto domesticarse”. Quizás esto es una señal de que en realidad los humanos somos los “mejores amigos de los gatos”.

 

Gracias por leer, comentar y compartir las notas.

Puedes suscribirte de forma gratuita a nuestro blog y recibir todas las publicaciones en tu correo, siguenos en la comunidad de facebook PINCHA AQUI: ECOnsumo, somos mas de 60,000 , unete, te esperamos!

aaaaa



SI TE INTERESA LA ALIMENTACION PREVENTIVA DE ENFERMEDADES ESTA ES TU TIENDA ECOLOGICA

mujeres inventoras

loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!