Día Internacional de las Personas con Discapacidad, 3 de diciembre

Día Internacional de las Personas con Discapacidad, 3 de diciembre

Con motivo del Día Internacional de las Personas con Discapacidad, que las Naciones Unidas celebran el 3 de diciembre, EduInfo conversó con Kenneth Eklindh, Especialista Principal del Programa de la UNESCO, que tiene más de 30 años de experiencia en materia de educación y discapacidad.

En la actualidad, hay 75 millones de niños en edad escolar que no asisten al colegio y los menores con discapacidad representan la tercera parte de ese grupo. La educación puede contribuir de manera decisiva a superar la marginación de los discapacitados y la UNESCO trata de cambiar actitudes, elabora directrices políticas y otros materiales de apoyo a la educación integradora, y colabora con sus asociados para garantizar que los niños discapacitados, así como otros grupos marginados o discriminados, logren ejercer su derecho a la educación.

Kenneth Eklindh, Especialista Principal del Programa de la UNESCO que trabaja en el ámbito de la educación integradora, posee vastos conocimientos sobre la historia y la evolución del trato brindado a las personas con discapacidad. A menudo, las actitudes que sustentan la discriminación contra esas personas tienen raíces en ideas concebidas hace mucho tiempo.

“En el siglo IV, San Agustín afirmó que los sordos nunca podrían ser religiosos, porque eran incapaces de oír la palabra de Dios”, señaló Eklindh. “Para situar esa idea en su contexto, el 90 por ciento de la gente que por entonces acudía a la iglesia no sabía latín porque no habían recibido instrucción alguna, de modo que tampoco ellos podían entender la palabra de Dios”.

Pero no hace falta retroceder a tiempos tan remotos para hallar ejemplos de incomprensión hacia las necesidades de los discapacitados.

“Hace apenas 30 o 40 años, a las personas con discapacidad intelectual se les sometía a tratamientos físicos bruscos, en un esfuerzo por “despertar” sus sentidos, que se creía estaban amodorrados. Y hace apenas unos años, en muchos países la instrucción de los niños que padecían graves discapacidades, como el Síndrome de Down, ni siquiera estaba a cargo del Ministerio de Educación, sino que era asunto de la sanidad pública o el bienestar social. En realidad, no se creía que necesitaran educación”, señaló Eklindh.

Los niños con discapacidad física e intelectual recibían instrucción en instalaciones separadas y mal equipadas, y no podían hacer nada para cambiar esa situación. Las actitudes se han ido modificando a medida que ha aumentado la sensibilidad hacia el potencial de las personas con discapacidad y que ellas mismas han aprendido a manifestarse.

“Durante muchos años, los padres y los médicos fueron los únicos que abogaron por los discapacitados, y la condescendencia y la protección excesiva fueron apenas un poco mejores que el abandono y el abuso. Ahora hay muchas organizaciones especializadas que emplean el lema ‘Nada sobre nosotros sin nosotros’, con el fin de recordar a todos que los discapacitados deben participar en la toma de las decisiones que les atañen”, afirmó Eklindh.

La índole de la discapacidad puede además condicionar la reacción y las actitudes de los demás.

“Aun las mismas personas con discapacidad reconocen que existe una jerarquía de simpatía y comprensión”, dice el Sr. Eklindh. “La ‘mejor’ discapacidad que uno puede tener es la ceguera, porque los ciegos no sólo alcanzan un mayor desarrollo de la expresión oral, como consecuencia de la falta de visión, sino que además suscitan más comprensión. La ‘peor’ discapacidad es la minusvalía intelectual, porque los tabúes todavía hacen que estas personas permanezcan ocultas. Si se tiene en cuenta el número de personas que viven con discapacidades, incluso en una ciudad moderna como París es poco usual ver a un discapacitado en la calle y más raro aun si se trata de alguien con discapacidad mental”.

El acceso a una educación integradora puede cambiarles la vida, no sólo a quienes padecen minusvalías, sino los que aprenden a su lado.

“Acceso quiere decir facilitación en todos los aspectos, desde el acceso físico a los edificios hasta la transformación de las relaciones entre docentes y alumnos, pasando por los cambios en los planes de estudio, los instrumentos de evaluación y los métodos pedagógicos. Durante muchos años, los sordos se vieron obligados a leer los labios de quienes hablaban, hasta que se aceptó que el lenguaje de signos era un medio de comunicación más eficaz”, explicó el Sr. Eklindh.

A las personas que padecen discapacidades intelectuales se les puede transmitir competencias para la vida cotidiana, según sus necesidades.

El Sr. Eklindh puso el ejemplo de dos estudiantes senegaleses invidentes, cuyas vidas mejoraron espectacularmente al recibir becas que les permitieron cursar estudios en el extranjero. Ambos declararon que sin esa oportunidad se habrían visto obligados a mendigar en las calles para ganarse el sustento.

“La sociedad se beneficia de la educación inclusiva. El sentido último de la integración consiste en enseñar a los niños a convivir y a aceptar las diferencias de los demás. Los niños aprenden más de sus condiscípulos que de sus maestros. Ud. puede aducir que un niño podría progresar más en términos académicos si estudia en un aula con otros alumnos de su mismo nivel. ¿Pero ocurriría lo mismo con su desarrollo personal? La vida es compleja, diversa y polifacética, y las aulas también deberían serlo”, afirmó.

Estudios realizados en Finlandia demuestran que el rendimiento académico de los niños muy inteligentes no disminuye porque compartan un aula con alumnos discapacitados y que a su vez los resultados de éstos últimos mejoran.

“También existe una justificación económica, porque es más barato crear y mantener escuelas que educan a todos los niños juntos y esa enseñanza permite que los alumnos con discapacidad lleguen a ser menos dependientes y, por lo tanto, necesiten menos cuidados”, señaló.

La educación inclusiva fue el tema de la Conferencia Internacional de Educación que se celebró en Ginebra en noviembre. En el acto se presentó el Informe de Seguimiento de la EPT en el Mundo de 2009, bajo el lema “Superar la desigualdad: Por qué es importante la gobernanza”.

Fuentes:

Portal de educación inclusiva de la UNESCO

Informe de Seguimiento de la EPT en el Mundo 2009

Conferencia Internacional de Educación

20121203-123452.jpg

loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
SALUD
SUBSCRIBETE AHORA
RECETAS
CONSEJOS
ALIMENTACION
NOTICIAS SALUDABLES
ECOLOGICA
Y MUCHO MUCHO MAS!!!